Foto: © Lisbeth Salas

El próximo 1 de abril se estrena exclusivamente en cines Canallas, una película escrita y dirigida por Daniel Guzmán que supone, siete años después, su regreso como director tras “A cambio de nada”, su ópera prima reconocida con numerosos premios, entre los que destacan los Goya recibidos a la Mejor Dirección Novel y Mejor Actor Revelación, o la Biznaga de Oro a la Mejor Película, Biznaga de Plata al Mejor Director y el Premio de la Crítica en el Festival de Málaga.

Canallas es una película ambiciosa con clara vocación cinematográfica, producción original de Movistar Plus+ en colaboración con El Niño Producciones, Zircocine y La Canica Films. Distribuida por Universal Pictures International Spain.

Canallas es una comedia de barrio dirigida al público más amplio, con elementos diferenciales que vuelve a caminar, como la anterior película del director, entre la realidad y la ficción.

Con guion de Daniel Guzmán, la película es una ambiciosa producción y, a su vez, una comedia de barrio diferente, políticamente incorrecta y con reminiscencias berlanguianas que refleja las grandezas y las miserias de la sociedad española. Una radiografía cercana sobre la picaresca y la mentira, pero también sobre esos antihéroes de barrio que intentan sobrevivir con escasos recursos económicos y grandes dosis de humanidad. Una historia para reír y emocionarse.

La cinta de Dani Guzmán consigue dotarse de una identidad y una narrativa propia. Cuenta con un reparto en el que se mezclan actores no profesionales (los personajes reales sobre los que Daniel Guzmán ha construido esta historia) con reconocidos actores de nuestra cinematografía. Este es el caso de Joaquín González, amigo de la infancia del director y sobre el que gira la trama principal junto a Esther, su madre, Brenda, su hija, Chema, su hermano, junto a actores de la talla de Luis Tosar (ganador de tres Premios Goya y candidato en la próxima edición por Maixabel, de Icíar Bollaín, 2021), el propio Daniel Guzmán (Extasis, A golpes Mía Sarah, Bajo el mismo techo), Luis Zahera (Goya a Mejor actor de reparto por El reino, de Rodrigo Sorogoyen, 2018), Julián Villagrán (Goya a Mejor actor de reparto por Grupo 7, de Alberto Rodríguez, 2012), Miguel Herrán (Goya a Mejor actor revelación por A cambio de nada, de Daniel Guzmán, 2015) y Antonio Durán “Morris”.

Cuenta Daniel Guzmán: “Hace siete años, nada más terminar mi primera película “A cambio de nada”, un viaje largo, muy duro, pero finalmente también muy gratificante, decidí llevar a cabo mi siguiente proyecto. Una de las premisas fundamentales para ello era hacer una película totalmente diferente a la primera en cuanto a género, pero que tuviese cierta coherencia y continuidad con una línea narrativa personal. Una propuesta alejada, en la medida de lo posible, de ciertos convencionalismos y formulismos que, en ocasiones, suelen acompañar este género, en mi opinión, mayor. Para ello, entre otros aspectos narrativos, decidí apostar por cinco actores y actrices no profesionales (los personajes reales en los que está inspirada la historia) y combinarlos con los actores profesionales del resto del reparto para conseguir la verdad y la credibilidad que buscaba, aún consciente del trabajo y el reto que supondría esta decisión en cuanto a la dirección actoral. Otro de los aspectos e intenciones importantes a la hora de elegir mi siguiente proyecto era disfrutar del proceso de trabajo, algo de lo que no tuve la oportunidad en mi anterior película. Estos fueron los motivos principales por los que decidí que mi siguiente película, Canallas, fuese una comedia. Una comedia que tiene como objetivo divertir al espectador a través del humor, pero sin dejar de lado cierto trasfondo social. Algo necesario para mí en cada historia que decido contar”.

SINOPSIS:
Joaquín, Brujo y Luismi, tres canallas de barrio, vuelven a encontrarse después de veinte años. Brujo y Luismi siguen sin oficio pero con algún que otro beneficio, mientras que Joaquín se ha convertido en un importante y reconocido empresario. O eso cree él. A sus 47 primaveras, Joaquín, sigue viviendo en Orcasitas en casa de Esther, su madre junto a Brenda, su hija, campeona de yo-yo, y Chema, su hermano, soldador y maestro ¨Wing-chun¨. Joaquín vive en un 9ºB a nueve pisos de su realidad.

La vida de Joaquín y la de su familia funciona más o menos mal, hasta que un día funciona peor y reciben la notificación del juzgado informándoles del embargo de la casa por un préstamo de Joaquín que Esther avaló. Joaquín intentará conseguir el dinero necesario para evitar el desahucio, pero las brillantes ideas de Brujo y Luismi acabarán hundiendo a Joaquín aún más en la miseria.
Los tres amigos iniciarán una aventura desesperada arrastrando a toda la familia.

Category:
  Blog
this post was shared 0 times
 000
About

 Deborah

  (421 articles)